El networking es un concepto que se ha puesto muy de moda en los últimos años, sin embargo en su base, podemos encontrar algo que habitualmente ya veníamos gestionando, los contactos.

Hacer Networking consiste en crear y mantener una red de contactos que te pueda ser de utilidad a nivel profesional. Obviamente esta tarea no es algo que podamos hacer de un día para otro y por ello no debería ceñirse únicamente a los momentos en los que estás buscando empleo, sino que deberías cultivarla de manera activa a lo largo de toda tu carrera profesional.

¿Cómo crear tu red de contactos?

  • Cercanía. Antes que nada, examina tu entorno cercano, piensa en compañeros de anteriores trabajos, de universidad, cursos de formación realizados, de gimnasio etc. y en si alguno de ellos puede ayudarte en este proceso.
  • Redes sociales profesionales. Con Linkedin ya no tienes excusa, tienes a tu alcance a los directivos de diversas empresas, responsables de recursos humanos, etc.
  • Eventos, charlas, formaciones. Acude a este tipo de eventos para relacionarte y conocer a personas de tu mismo sector.

¿Cómo se crea y mantiene esta relación con los contactos?

Es importante definir qué tipo de relación ha de tenerse con estos contactos.

Si agregas a estas personas a tu red social y/o a tu agenda, pero no mantienes una interacción con esa persona, ese contacto no será de utilidad.

Debe existir una interacción e intercambio de información mutuos:

  • Interésate por lo que la otra parte necesita y plantéate si tú le puedes ayudar.
  • Proporciona información de utilidad sobre noticias sectoriales o de interés para ambos.
  • Facilitaros mutualmente recursos de ayuda.
  • Compartid opiniones y/o intereses.

De esta manera podréis cultivar y mantener una relación provechosa para ambas partes.

Pin It on Pinterest

Share This